feed

domingo, 3 de marzo de 2013

Está lloviendo


Esta noche llueve mucho.

En el cristal del alma

las gotas calan.



A veces las promesas

son difíciles de andar

o un buen día acaban.



Cuántas veces estuve así

destrozado frente a la nada.

Idiotizado de dolor,

esperando que el despertador

me descubra

que todo fue un sueño

y que ya es de mañana.



Esta noche acabará;

aunque, interminablemente,

nunca se acaba…!



Hay algo que miramos dentro sin mirar,

que lentamente se desgarra;

y aunque no nos mata,

el morir en esta situación

¡ya sería una gracia!



Cuando las promesas

son puentes que se rompen,

y el abismo que temíamos

se hace dentro nosotros ¡y nos abraza…!

cae en él nuestro corazón

hacia un nudo o universo gris,

que, ni siquiera,

la muerte desata.



¡Cuántas veces estuve así!

destrozado frente a la nada;

la noche es azul…¡llueve!

y a mi rededor

la gente ante las vidrieras

pasan.



La lluvia cae interminable sobre mi rostro.

Hay unas gotas calientes

que, entre la lluvia fresca,

simulan ser gruesas lágrimas!



Esta noche acabará,

(¡tiene que acabar!)

aunque interminablemente,

nunca se acaba…!

28 comentarios:

Citu dijo...

Uy que hermoso, poema . Te deseo una genial semana

Maria Rosa Giovanazzi dijo...

Hay noches así donde la negrura nos deja ciegos. Pero tu lo has dicho, hubo otros tiempos así y lograste salir, en esta también saldrá el sol.
Muy buen poema.

mariarosa

Oriana Lady Strange dijo...

Noches en que el dolor se hace insoportable y la impotencia del vivir sin sentido nos gana el alma.
Pero como toda tormenta pasará.
Cariños...

Begoña dijo...

Llueve afuera, se congela el corazón, pero debe arder una gran hoguera, la que desde dentro contrarresta todo el mal exterior.
Hay que encender un fuego de amor hacia la vida misma que aplaque todo el frío. Extender los límites hacia todo lo bueno conocido y redundar en ello es la única solución a ese dolor que lo llena todo a su paso.

No hay mal que cien años dure ;)
Saludos

Aldabra dijo...

tristeza, un toque de rabia, dolor... melancolía...

(¡tiene que acabar!)

biquiños,

Katy Sánchez dijo...

A veces las pesadillas nos acompañan un largo trecho, que aún siendo corto se hace interminable. Esa lluvia cala hondo.
"Cuando las promesas son puentes que se rompen"
Es fácil prometer y que difícil cumplir lo prometido.
Un cálido abrazo y buena semana

Patty dijo...

He comprobado que luego de la tormenta sale el so, eso es infalible, no hay nada que el tiempo con sus alas no componga....besos Drac :*

Rebecca Rosenbaum dijo...

hola Drac,
bienvenido al mundo de la poesía, mi amigo!
Es un renacer de tu inspiración poética und es ist dir gelungen!



un fuerte abrazo^^

Angela Grigera dijo...

Siempre cesa la lluvia, lo que a veces tarda mas en desaparecer es la tristeza

Geraldine, dijo...

la angustia maneja muchas veces al tiempo...

Amig@mi@ dijo...

Si es cierto que hoy aquí también llovió mucho, pero tus palabras van más allá del estado del tiempo. Te duele la lluvia que cae por tu cara.
¿Estás bien?
Espero que mañana salga el sol en el cielo y en tu alma.

Verónica dijo...

Ojalá esa noche se acabe pronto, y el sol vuelva a brillar muy pronto.
Hermosas tús letras, al crearlas lo haces con intensidad (las vives)
Felicitaciones, Drac...
Un fuerte abrazo, desde España

Cantares dijo...

Doloroso pero bello
Besos

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Eos días grises que parecen que no terminan, pero después sale el sol y nos llena de luz. Deseo que así sea.
Besicos muchos.

Susana Peiro dijo...

Hay una lluvia que siempre corre por dentro. A veces tiene nombre, otras ni siquiera eso. Todo poeta la lleva en su interior y en ocasiones, se junta con la otra lluvia, esa que la naturaleza caprichosamente suelta sobre nosotros. Entonces…la noche es larga, extremadamente larga.
Mi abrazo para Vos.

VICKY POETA dijo...

HOLA DRAC UN BELLO POEMA, LA LLUVIA TAMBIEN SIRVE PARA LAVAR LAS HERIDAS DEL ALMA Y EN SU TORRENTE SUELE ARRASTRAR TODO LO QUE UNA VEZ NOS DAÑO, DESPUES DE UNA TORMENTA SIEMPRE LLEGA LA CALMA Y LLEGARA PARA TI CON UN NUEVO DIA, GRACIAS POR COMPARTIR TAN BELLO POEMA...VICKY

Anónimo dijo...

Ser sensibles...así como nos hace gozar más...nos hace sufrir más.
A mi también me pasa amigo querido.
Muy lindo escrito.
Mis cariños para ti.
mar

GAVIOTA dijo...

Que lindo poema, me ha caído como anillo al dedo.
=(
Saludos!!!

Rembrandt dijo...

Bello y triste a la vez amigo mío. No olvides que aún cuando llueve podemos ver un hermoso arco iris.

Besos
REM

ARIADNA dijo...

lamentablemente has plasmado las noches más tristes y largas que pesadumbre pero que buen poema en verdad llega hasta la profunda nostalgia. abrazos

Charlie dijo...

malditos abismos
maldita lluvia
malditas noches que no acaban!!


hermoso como siempre, q nunca se apague su pluma poeta!!

un abrazo!
:)

VANE-ALIVE dijo...

Siempre se acaba...
y siempre amanece.
Besos Drac.

Meulen dijo...

El dolor es para que duela...
claro hasta donde uno le permita estar ahi
mas vale mas pronto que tarde salir de ese estado...
así no desperdiciamos la vida en amores que
no merecen ni media lagrima...saludos!

Narci M. Ventanas dijo...

Triste pero hermoso poema.

Besos

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Hace mucho, pero mucho que no te visito y te pido disculpas por ello.
Regresé de Argentina y vuelvo a estar en Valencia.
Un bello poema en el que nos haces sentir esas noches que todos tenemos que pasar en algún momento de nuestra vida. Pero lo más importante no es estar esperanzado en que pasará, sino ponerse en actitud positiva, de posesión de la circunstancia que te agobia y ganar la partida.
Con ternura te dejo un beso
Sor.Cecilia

Alondra dijo...

El invierno ha sido gris, lluvioso y la tristeza se cuela sin querer... Tu poema espero que sea para dejar salir los fantasmas, después abre la puerta porque siempre hay alguien que deseará entrar en tu corazón.
Un abrazo

Francisca Quintana Vega dijo...

Esperemos que "la noche" que oscurece el alma de gran parte de la humanidad, deje paso a un día esplendoroso. Bonito poema. Siento no tener mucho tiempo para atender a todos los blog. Mi cordial saludo.

Lunna dijo...

El tiempo se detiene cuando el dolor agarrota el corazon.

Besos.

Lunna.